IMPORTANTE OPERATIVO DE TRÁNSITO

0

Se realizó en el transcurso de la semana

Entrevistamos al Comisario Rafael Aragonés con motivo del operativo realizado por la comisaría local con apoyo de la Guardia Urbana.

Nos decía al respecto, el comisario, que son muy necesarios este tipo de acciones, porque es evidente y todo el vecindario así lo expresa, que hay mucha desidia en cuestiones de tránsito , fundamentalmente de los conductores de motos y ciclomotores.

Las mayores infracciones se realizan por falta de casco, documentación incompleta o inexistente y falta de seguro.

Nos continuaba diciendo el comisario Aragonés que en los galpones de Moctezuma se hallan secuestradas más de 1100 motos, cifra verdaderamente exhorbitante para una comunidad relativamente pequeña como la nuestra y que es necesario compactarlas, pues han sido dadas de baja.

Es obvio que hay un relajamiento de las responsabilidades de quienes conducen esos rodados. El resto de la sociedad lo padece a diario, no solo por la falta de documentación y casco, sino por la desaprensión de ir más de dos ocupantes, muchas veces con pequeños niños, sin tener en cuenta el riesgo de vida a que son sometidos en ocasiones violando las normas elementales de tránsito. Ni que hablar del ruido generado, adrede, por jóvenes a los que realmente les importa muy poco la convivencia ciudadana.

Coincidíamos con  el comisario en la imperiosa necesidad de poner coto a tamañas irregularidades. Pero, con mucha razón, nos decía el funcionario policial, que debe haber un compromiso de toda la comunidad para romper con esta subcultura del vale todo. No alcanza solamente con operativos policiales por más asiduidad que estos tengan, si no se toma real conciencia por parte de todos del daño que se le hace a la convivencia.

Si hay localidades no tan lejanas, como por ejemplo Trenque Lauquen, donde este tipo de problemas prácticamente no existen, salvo escasas excepciones,  por qué no lo podemos lograr los casarenses?

Tenemos el privilegio de vivir en comunidad de poca población y sin grandes conflictos delictivos.

Pues entonces busquemos la manera de solucionar el problema del tránsito que es mucho menos riesgoso que el de los delitos con violencia.

 

Compartir