JOSE ANTONIO FERNANDEZ

0

Falleció a los 75 años José «Gallego» Fernández un tipo querible y querido

Un personaje inquieto, conversador, fraguada su personalidad en un pueblo chico y amable (Moctezuma), y tenía como Roberto Carlos «un millón de amigos». Así era el popular «Gallego» o «Kuky» como también le decían. Y también se decía que era el mejor martillero de toda la zona, un maestro del martillo en ferias y subastas, de habla generosa, conocimiento de la Hacienda y con buen ojo para detectar al mejor comprador.

Fernández sobrellevaba desde un tiempo atrás un quebranto en su salud que poco a poco fue minando su resistencia, hasta que el 18 de marzo se despidió de este mundo ante el dolor de sus seres queridos y su legión de amigos. Estuvo casado con Nilda Garrido (f) con quien tuvo dos hijos, Silvio, actual titular de le empresa de Remates Ferias que fundara su padre, y Fernanda, y tras su separación formó pareja co

n Mara Lacampagne con quien tuvo un hijo varón, Ignacio (Nacho).

Con el popular «Gallego» se va el protagonista de uno de los hechos más resonantes que recuerda la crónica policial casarense. Ocurrió el jueves 6 de junio de 2002, precisamente el mismo día en que recibían sepultura los restos del ex intendente José Juan Andreoli. Un par de delincuentes escudados en uniformes de una empresa de correos lograron engañar a la señora de Fernández, ingresaron a la casa en Avda. San Martín y Alvarado y de una caja fuerte secreta robaron 500 mil dólares que Fernández había retirado dias atrás de una cuenta bancaria. Se habló mucho, hubo investigaciones y hasta trascendió que Fernández llegó a saber quienes lo habían robado, pero nunca  recuperó su dinero.

Mucho más podríamos hablar del querible y querido «Gallego. Lo recordaremos siempre con su cuerpo pequeño de andar ligero, su carácter amable y su palabra fácil acuñada en el acoplado que le servía de escenario en miles de remates en los que bajó el martillo.

 

Compartir